CUIDA TU SALUD

Ponemos a su disposición información de interés que le ayudará a saber más acerca de enfermedades y acciones relacionadas a cuidar su salud y la de su familia.

Huesos frágiles, ¿osteoporosis?

Huesos frágiles, ¿osteoporosis?

El término osteoporosis significa “hueso poroso”. Nos referimos a una enfermedad crónica y progresiva, cuya principal característica es la pérdida de masa ósea. Como consecuencia, el hueso se vuelve delgado y frágil, con poca resistencia a un traumatismo o golpe y es más susceptible a romperse o fracturarse.

La osteoporosis representa un problema de salud pública mundial. En México, la prevalencia de este padecimiento en mujeres posmenopáusicas, mayores de 50 años, se estableció así: 15.6 % en cadera y 16.8 % en columna.

Las fracturas son la principal consecuencia de la osteoporosis, y sus secuelas deterioran la calidad de vida.

Hueso poroso

Clasificación:

  • Primaria
    • Tipo 1 u osteoporosis posmenopáusica: debida a la deficiencia de estrógenos (hormona de la mujer)
    • Tipo 2 u osteoporosis en el adulto mayor o senil: relacionada con la pérdida de la masa ósea
  • Secundaria ocasionada por aquellas enfermedades diferentes a la osteoporosis primaria

Factores de riesgo para presentar osteoporosis:

  • Índice de masa corporal (IMC) bajo
  • Historia de fracturas previas de bajo impacto, las que ocurren después de una caída desde su propia altura o menor, sin traumatismo (golpe)
  • Antecedentes familiares de fractura de cadera antes de los 75 años
  • Enfermedades o condiciones que se asocian a pérdida de masa ósea (hueso):
  • Reumatológicas, musculoesqueléticas o neurológicas: lupus eritematoso, artritis reumatoide, epilepsia, enfermedad de Parkinson
  • Endócrinas: diabetes mellitus tipo 1 y 2, embarazo, menopausia temprana (antes de los 40 años), entre otras
  • Nutricionales y gastrointestinales: anorexia, enfermedad hepática (hígado) aguda, cirugía gástrica o baipás
  • Genéticas o del nacimiento
  • Pérdida de estatura o alteraciones en la columna vertebral (cifosis)
  • Uso de algunos medicamentos como antiepilépticos, glucocorticoides, litio
  • Tabaquismo
  • Alcoholismo
  • Edad mayor de 65 años

Cabe recalcar que la osteoporosis, por sí misma, no genera síntomas, lo más relevante sería presentar una fractura en cualquier sitio (vertebras, cadera, fémur, costillas), y de ahí investigar los factores antes mencionados para descartar la enfermedad.

Es importante que tanto mujeres posmenopáusicas como hombres, a partir de los 50 años, acudan a valoración para confirmar o descartar el diagnóstico de osteoporosis. El médico solicitará una densitometría ósea, el estudio indicado para detectar esta enfermedad. Hay más estudios de laboratorio y gabinete que también pueden ser de apoyo para encontrar otras causas de este u otro padecimiento que se le parezca.

¿Cómo prevenir la osteoporosis?

  • Realizar ejercicios de resistencia (caminar rápido, saltar la cuerda, natación, subir escaleras, entre otros), y de equilibrio (pararse sobre un pie, caminar punta-talón)
  • Prevención de caídas (usar zapatos antiderrapantes, uso de bastón, colocar barandales en escaleras, etc.)
  • Dieta rica en alimentos con alto contenido de calcio, como la leche y derivados, frutas, vegetales de hoja verde, frutos secos y pescados azules
  • Evitar el consumo excesivo de bebidas con cafeína, alcohol y refrescos
  • Exponerse al sol entre 10 a 15 minutos diarios
  • Acudir al médico para valorar la suplementación con calcio y vitamina D
Osteoporosis en adultos mayores de 50 años

¿Tienes antecedentes familiares de osteoporosis, o solo quieres conocer tu riesgo de presentar esta enfermedad? Acude a consulta con los médicos de Fundación Best, serás atendido con la calidad y calidez que nos caracterizan.

Compartir esta nota:  

CUIDA TU SALUD