CUIDA TU SALUD

Ponemos a su disposición información de interés que le ayudará a saber más acerca de enfermedades y acciones relacionadas a cuidar su salud y la de su familia.

¿Por qué hay desgaste en las rodillas?

¿Por qué hay desgaste en las rodillas?

Las articulaciones son estructuras complejas que permiten al esqueleto (sistema óseo) ser flexible. Sin ellas, el movimiento sería imposible; nos permiten la extensión (estirar el brazo o pierna), doblar partes corporales hacia adelante o atrás, rotación (como la cadera). Sin embargo, como toda estructura en el cuerpo humano, con el paso del tiempo ocurre un desgaste que compromete su funcionalidad.

La rodilla es una articulación que mantiene a la pierna unida mediante los huesos, músculos, tendones y cartílagos. Cuando existe una lesión o un desgaste en sus estructuras anatómicas, ya sea izquierda, derecha, o en ambas, se denomina gonartrosis, también llamada artrosis de rodilla.

De todas las articulaciones, es la más vulnerable a golpes, accidentes y deterioro.

Desgaste en las rodillas

Principales causas de desgaste en las rodillas:

  • Factores genéticos: enfermedades congénitas (con las que se nace), más frecuente en mujeres. Antecedentes de familiares con este padecimiento.
  • Traumáticas: por golpes o fracturas que generan una lesión
  • Metabólicas: el sobrepeso, la obesidad y la diabetes aumentan el riesgo de desgaste
  • Infecciones
  • Sobrecarga articular: por usar demasiado la articulación como en deportes de alto impacto, trabajos que requieren cargar mucho peso o posiciones continuas y forzadas (estar en cuclillas)
  • Sedentarismo: no realizar actividad física con frecuencia; el riesgo se incrementa a mayor edad (>50 años)

Además del dolor, existen otros síntomas de la artrosis de rodilla:

  • Rigidez articular, sobre todo en las mañanas, es decir, dificultad para mover la rodilla
  • Deformidad visible
  • Limitación en el movimiento que, a diferencia de la rigidez, se presenta todo el tiempo

La sintomatología se desencadena al movimiento, y conforme este aumenta, cede poco a poco, es decir, al inicio se presenta con rigidez, dolor de la rodilla que mejora al caminar una distancia considerable.

Existen cuatro grados de desgaste de rodillas: a mayor deformación, lesión de estructuras, disminución del espacio articular (área que abarca entre un hueso y el otro), mayor gravedad. A su vez, determinar el grado ayudará al médico a decidir un tratamiento para la gonartrosis.

Estos son:

  • Grado 0 – la rodilla está normal
  • Grado 1: dudoso estrechamiento del espacio articular
  • Grado 2: disminución leve del espacio articular y presencia de protuberancias
  • Grado 3: estrechamiento moderado, posible deformidad en el hueso
  • Grado 4: grave, estrechamiento marcado, deformidad de los huesos, abundantes protuberancias
Gonartrosis

Recomendaciones para las personas con desgaste en las rodillas:

  • Bajar de peso. Recuerda que las piernas son el soporte de tu cuerpo; a mayor peso, aumenta el esfuerzo, y contribuye al desgaste
  • Ejercicio tres veces por semana: andar en bicicleta, caminar, nadar, etc. También ejercicios de fuerza, resistencia y flexibilidad (acudir al fisioterapeuta)
  • La aplicación de calor local puede mejorar un poco las molestias
  • El uso de rodilleras mejora la posición y la deformidad ocasionada
  • Al levantarse, apóyese en los brazos para que todo el peso del cuerpo no recaiga en las piernas y después de estar sentado mucho tiempo mover las rodillas antes de levantarse
  • El uso de bastón para apoyarse reduce el peso hasta 30 %

Según el grado de desgaste de rodillas, el médico indicará analgésicos y antinflamatorios, o referirá al especialista. Es importante no automedicarse; todo tratamiento es individualizado. Si el desgaste en las rodillas es severo, podría requerirse cirugía para remplazar la articulación dañada.

Evita la progresión de la gonartrosis. ¿Te duelen las rodillas? Acude a los más de 7 500 consultorios de Fundación Best, donde recibirás consulta de calidad y calidez.

Compartir esta nota:  

CUIDA TU SALUD